domingo, 7 de diciembre de 2014

Cecilia - Me iré de aquí

 
Si no fuera porque he pecado
y no pienso volverme atrás
me mataría mañana
sin pensarlo mas
 

 
       
      Aunque sé que a muchos el nombre de Cecilia no les dirá absolutamente nada, esa nada a la que le escribió unos versos imborrables.

       Ella fue, a pesar de su look nada acorde con la expresión, no tenía nada que ver con Juliette Gréco o con Mina, la gran dama de la canción española. Sé que esto no me lo perdonaría teniendo en cuenta su radical rebeldía ante el mundo y la España provinciana, de perfil bajo y estrecha, milagrera y asustada de la libertad que, como Larra, encontró a su vuelta, ya que pasó buena parte de su niñez y adolescencia viajando con sus padres, él era diplomático y esto le ayudó a tener los ojos bien abiertos y describir lo que veía por ella misma sin las cortapisas sociales ni la bendición desde el púlpito. 

       Cuando la conocí realmente, quiero decir a comprender lo que decía sin el ramito de violetas,  estaba muerta y yo en Toledo y me quedé prendado con esta canción que aún hoy sigue siendo mi favorita entre las de ella. No creáis que es fácil decir algo así o aceptar con los ojos en paz que otra gran canción de ella haya quedado inédita.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Debo tener en cuenta lo que me dijiste algún día y no escuchar tu silencio de ahora.